Fotografía de Ángela Paloma Martín

Fotografía de Ángela Paloma Martín

Dicen que cuando una puerta se cierra, otra se abre ante tus ojos… Y espero que así sea. Dejamos de cumplir un sueño, quizás, para cumplir otro. Hoy dejo algo muy importante en mi vida, un sitio donde he madurado profesionalmente, donde he intentado crecer y brillar aunque, en ocasiones, pueda parecer una tarea imposible debido a diversas circunstancias… Pero lo dejo para, ojalá, algún día volver… Volver porque ahora marcho a otra ciudad: un nuevo objetivo se pone ante mis ojos, una nueva meta que afrontar para volver, y seguir, y continuar este camino donde la información, al igual que la vocación, no tiene límites…

Anuncios