Fotografía de Mai dream world. Flickr

VOLVER con la ilusión de comenzar. Volver y que vuelvan a nacer las palabras en este blog que en el otro lado del Atlántico se apagaron hace algo más de un mes después de recorrer una aventura que se terciaba infinita en la capital del mundo.

Después de darle muchas vueltas, después de intentar especializar este blog y de encontrar el verdadero motivo de la vocación que le dio la vida, me embarco en la aventura de escribir de nuevo.

Esta vez abriendo más el baúl de la profesión periodística y de la comunicativa, de la información política y de la comunicación política. Compartiendo informaciones que un día no tuvieron cabida y que se callaron o se intentaron anular y reducir para que no se abriese el espacio de la conversación del pueblo. Simplemente escribir para dar a conocer, para seguir luchando en contra del engaño y la manipulación, para seguir intentando reducir la ignorancia no sólo de este país, también a nivel internacional en este sentido: en el sentido de la información, de la comunicación política y electoral.

Fotografía de bastet in the sky. Flickr

Sé que es una apuesta arriesgada, cientos de veces he oído en estos últimos meses que un periodista no se puede dedicar a la comunicación y que un asesor/consultor/comunicador no se puede dedicar al periodismo. Pero, ¿cómo abandonar el periodismo cuando se es amante de esta apasionante profesión? Es imposible. Y creedme cuando lo digo. Pero, ¿cómo abandonar la temática política cuando te interesan los temas a rabiar desde el otro lado de la barrera, cuando también ser la primera fuente existente, escuchar y aprender para crear ese mensaje es parte de tu devoción? También imposible.

Insisto, sé que es una apuesta arriesgada, pero desafiar también forma parte de esta personalidad inquieta. No sé si lo conseguiré, pero al menos quisiera intentarlo.

“Para emprender algo con ilusión, hace falta creer en ello…”

Anuncios